15 errores que todas las mujeres cometen al besar. Aprende o te dejarán


Los buenos besos no se olvidan, esos que empiezan sintiendo la respiración de la otra persona, centímetro a centímetro, muerdes suavemente para empezar y cuando sientes un cosquilleo por todo el cuerpo entonces sí hay que usar la lengua. Ese tipo de besos son los que quedan grabados a pesar de los años o de que se acabe el amor, pero ¿qué pasa con un mal beso? Lo único que quieres es salir corriendo de ahí y ponerte todos los desinfectantes del mundo, seguro aplicas la de ¨Si te vi no me acuerdo¨. 



A todas nos pasó la primera vez, pero ¿seguir cometiendo los mismos errores después de besar tantos sapos? ¡Niñas! Por favor pongan atención a la siguiente lista porque pueden estar divinas, ser inteligentes y escurrirles la simpatía, pero si no saben besar ¿de qué les sirve? 



Estas son las cosas que NUNCA deben hacer al besar: 

1. Chocar los dientes. 


¿Por qué lo hacen? En serio, es muy incómodo y hasta preocupante eso de sentir que te golpean con los dientes, simplemente le quitan la chispa al momento ¡relájense! Los nervios las están traicionando. Para evitar que pase esto giren la cabeza hacia un lado y verán cómo el beso fluye de manera natural. 

2. Meter la lengua cuando no deben. 


No está mal juguetear con la lengua, pero todo lleva un ritmo e imaginen que hay una barrera ¿quién demonios les dijo que tienen que llegar hasta la garganta? Lo único que van a provocar es que le dé asco a su pareja.

3. Exceso de saliva. 


¡Tranquilas! El pasar saliva de un lado a otro es completamente normal, pero no se la pasen aventando charcos y charcos de saliva, una cosa es la humedad NORMAL y otra los hilos de mil kilómetros de saliva. 

4. Mal aliento. 


¿Por qué vida?, ¿por qué? Si el simple hecho de hablar con alguien que suelta olor a caño por la boca provoca náuseas, ahora imaginen lo que se siente saborearlo con un beso.  Ya si de plano no les dio oportunidad de lavarse los dientes, por lo menos compren unos chicles a la pasada. 

5. ¿Residuos de comida? 


¿Es en serio? Acaban de comerse 4 tacos al pastor -en fin qué más da la cantidad- pero les encanta pedirlos con TODO y el cilantrazo en la boca ni les importó, peor aún cuando tienen frenos y hasta pedazos de carne se quedan ahí ¿saben el pánico que le van a causar la próxima vez que pidan un beso? 

6. Lápiz labial escandaloso. 


En el momento todo perfecto, estuvieron haciendo el nudo con la cereza y por supuesto que lo mostraron a su chico las maniobras que saben hacer con la lengua, pero se les olvidó un ¨pequeño¨ detalle: traían un labial más escandaloso que el de la ¨Chupitos¨ y aquel hombre quedó peor que si lo hubieran llenado de chupetes. 

7. Desesperadas.


A ver, a ver, ¡cuenten hasta 10! El chico no se les va a ir, no tienen por qué ponerse desesperadas, parece que las tenían amarradas y empiezan a meter las manos como un pulpo sin control, los movimientos de sus labios son más exagerados que cuando mueren de frío y parece que sólo tienen 10 segundos para besarlo. 

8. Aplican la de ¨soldadito¨. 


¡Niñas! No todo es como en las películas de princesas, dejen de besar como si fueran un soldado inmóvil esperando a que él haga TODO, se ponen más tiesas que una tabla y créame, eso asusta. 

9. ¿Lo estoy haciendo bien? 


Mientras no dejen de presionarse NUNCA aprenderán a hacerlo bien, cierran los ojos pero en realidad en su mente hay revoloteo de pensamientos: “¿Qué pensará de mí?, ¿lo estoy haciendo mal?, seguro soy la que más mal lo ha besado”. Relájense y dejen que las cosas fluyan. 

10. ¿Por qué abren los ojos? 


¡Por Dios! Hasta las niñas pequeñas cierran los ojos para darle un beso a su mamá. Es muuuuy incómodo ver que abren los ojos, es como si le gritaras en su cara que NO estás disfrutando y sólo quieres que termine el momento. 

11. Controlen las mordidas. 


¡Cuidado! Si quieren morder durante el beso tiene que ser suavemente, no hay que apretar con los dientes, simplemente se pasan por encima de los labios, recuerden que la boca tiene una enorme cantidad de nervios y las mordidas se sienten 3 veces más que en el resto del cuerpo. 

12. No te enfoques en la boca. 


Es claro que el punto principal es la boca de la otra persona, pero ¡se vale la creatividad! Besen en la mejilla, el cuello, detrás de la oreja y regresen a los labios. 

13. No abras demasiado. 


¿Disculpen? Tienen que ¨comerse¨ a sus labios NO toda su cara. Independientemente si su boca es grande o pequeña tienen que controlarse, no están haciendo ejercicios para las arrugas. 

14. ¿Labios resecos? 


Esa molestia que ustedes sienten cuando tienen tiritas de piel en los labios por la resequedad es la misma que siente un chico cuando las besa. Si es temporada de frío procuren usar algo para hidratarlos y no se la pasen chupándoselos todo el día. 

15. La persona importa. 


Independientemente del lado romántico, hay que buscar a una persona con la que realmente se sientan a gusto, que las atraiga lo suficiente y tengan la confianza de decirle algo que no les parezca. 

Y bien ¿lista para sorprender a tu chico?

Recomendados
Recomendados